Jóvenes

Visión general del Ministerio Joven

Vamos a hablar un poco sobre la visión, en el sentido de planificación: Visión es una imagen presente de un futuro deseado. La manera que miramos el futuro determina mucho nuestro presente. Cuando no tenemos una visión clara del futuro, muchas veces vivimos de un pasado nostálgico. Salomón decía: “Donde no hay visión, el pueblo se extravía” (Prov. 29:18 NVI).

En nuestro ejercicio de liderazgo con la juventud, no podemos darnos el lujo de no tener una buena planificación; y es por eso que tenemos una visión simple, aunque bien definida, para el Ministerio Joven.

Al pensar en los desafíos actuales al liderar y conducir jóvenes hacia un desarrollo integral y acercarlos a Jesús, tenemos que mantener el foco en algunos puntos importantes:

  • Primero, que Jesús sea el modelo de formación en la vida de cada joven adventista, a fin de alcanzar la propia madurez espiritual.
  • En segundo lugar, necesitamos consolidar la visión del reino de Dios en nuestra propia vida, en todo lo que nuestros jóvenes son y hacen, así como una comunidad donde estamos insertados. Por medio de nuestro liderazgo, debemos tener una iglesia relevante para cada joven y para la comunidad.
  • Tercero, la tarea principal no es llenar las reuniones de jóvenes. Nuestra tarea está centrada en llenar las ciudades de nuevos discípulos de Cristo. No se puede medir el éxito del Ministerio Joven por la cantidad de personas que asisten a un evento, sino que deberíamos medirlo por la cantidad de discípulos que salen para cumplir la misión.

Hoy en día la juventud no necesita más información porque en línea es posible encontrar de todo. Lo que los jóvenes necesitan urgentemente es referentes; modelos que inspiren y orienten su vida. En otras palabras, un mentor en sus procesos vitales y, naturalmente, en el desarrollo espiritual. Los jóvenes no quieren personas perfectas, porque son conscientes de que no existen, pero necesitan, sí, que sean honestos. Yo tengo que ser un referente, tú necesitas ser un referente.

Los altos índices de apostasía entre los jóvenes son una realidad en el contexto adventista alrededor del mundo. Una investigación global, realizada por la iglesia, encontró que la principal causa de abandono de la fe adventista es la falta de amigos que apoyen su caminar espiritual (41%). Las dos razones siguientes también tienen que ver con la relación. Para mí, estos indicadores son suficientes para mostrar cuál debe ser nuestro énfasis en el trabajo con los jóvenes. Por lo tanto, el discipulado de las nuevas generaciones no puede ser encarado como una tarea meramente institucional. Es un desafío colectivo de la iglesia, sin duda, pero va más allá, es responsabilidad personal.

Necesitamos líderes que vivan lo que predican y que multipliquen la visión del discipulado. La enemiga más furiosa de la excelencia es la comodidad; y este es el momento de rebelarnos contra la inercia. Ya es hora de hacer un cambio radical en la forma en la que hemos liderado al Ministerio Joven, rumbo a un discipulado intencional e integral. La tierra fértil para el discipulado son las nuevas generaciones, y es en esta etapa de la vida que tenemos que invertir tiempo, recursos, ideas y todo lo que fuere necesario para formar una juventud comprometida con la salvación y el servicio. Que cada uno de nosotros enfatice lo que es verdaderamente el “pan”.

Líderes, si la VISIÓN del Ministerio Joven fuera formar jóvenes cristianos, maduros en la fe y capaces de multiplicar el discipulado, entonces es posible afirmar que nuestra MISIÓN es hacer discípulos a través de:

  1. Comunión: Fortalecer al joven en el estudio de la Escuela Sabática y en el proyecto Reavivados por Su Palabra #PrimeroDios.
  2. Relacionamiento: Promover la participación activa de cada joven en un Grupo pequeñoy también en la clase de Escuela Sabática de jóvenes. #VidaEnComunidad.
  3. Misión: Comprometer más jóvenes en la misión de manera personal, incentivando la participación en Misión Caleb, Un Año en Misióno como voluntario del SVA. #MiTalentoMiMinisterio

 

RESUMEN DE LA MISIÓN – 4 ÉNFASIS (Hechos 1:8)

  1. Jerusalén – Evangelizar parientes, amigos, vecinos, etc. Cada uno salvando uno (1+1).
  2. Judea – Misión Caleb.
  3. Samaria – Un Año en Misión.
  4. Hasta los confines de la Tierra – Servicio Voluntario Adventista.

 

¿CUÁL ES EL OBJETIVO PRINCIPAL DEL MINISTERIO JOVEN?

El objetivo principal del Ministerio Joven es que cada joven tenga la experiencia de la vida en comunidad, participando activamente de un grupo pequeño y unidad de acción de la Escuela Sabática. Este espacio será el lugar donde el joven perfeccionará sus relaciones, será discipulado y desarrollará sus dones para el servicio.

Todo lo que hagamos como líderes tenga esa visión de discipulado de manera clara, contundente e intencional. Que podamos repensar nuestro “sistema operacional”: ¿Es relevante? ¿Responde a nuestros cuestionamientos? ¿Alcanza a las necesidades de los jóvenes? Vamos a mantener nuestros principios, cambiar lo que fuere posible, adaptar lo que fuere necesario y hacer los ajustes, conforme a la realidad de nuestros jóvenes. No podemos esperar un resultado diferente haciendo siempre lo mismo. No se deje engañar, lo bueno es enemigo de lo óptimo.

Líderes, sean osados y avancen con fe y determinación. Unidos en esta misma visión yo creo que haremos del Ministerio Joven un canal de atracción, desarrollo, y restauración de los jóvenes para Cristo y su reino, en el presente y en el futuro.

“(A los jóvenes) […] Debéis ser leales y veraces, obedientes a cada orden de mando, para presentar a los demás los motivos de acción más elevados, y manifestarles los atractivos del servicio de Cristo. Debéis manifestar las virtudes del que os llamó de las tinieblas a su luz admirable”. — The Youth’s Instructor, 13 de octubre de 1892 (Hijos e hijas de Dios, pág. 152).

 

IMPORTANTE: Los jóvenes deben ser incluidos en todos los grandes proyectos de la iglesia. Mira el calendario:

  • Diez días de oración: 22/02 – 03/03.
  • Semana Santa: 24/03 – 01/04.
  • Impacto Esperanza: 26/05 (distribución del libro) y 27/05 (Exposalud).
  • Multiplicación de Grupos Pequeños: Verifique la fecha de su Unión.
  • Bautismo de Primavera: 22/09.
  • Semana de Cosecha: 17 – 24/11.

 

Pr. Carlos Campitelli

Ministerio Joven – DSA

WordPress Lightbox