Educación

Creacionismo

¿POR QUÉ ENSEÑAR CREACIONISMO?

El creacionismo es una corriente filosófica y científica que promueve estudios interdisciplinarios para tratar de explicar el origen de la vida y el universo. Presenta importantes similitudes y diferencias con la Teoría General de la Evolución y el diseño inteligente. La Red Educativa Adventista enseña creacionismo basada en argumentos científicos y lógicos, sin imponer creencias religiosas u omitir la enseñanza de la teoría de la evolución. Por lo tanto, el enfoque creacionista no se opone ni remplaza los requisitos de las políticas educativas de los Ministerios de Educación de cada país.

DIEZ RAZONES PARA ENSEÑAR CREACIONISMO EN LAS ESCUELAS ADVENTISTAS

1. El argumento creacionista es consistente con los fósiles encontrados en la columna geológica y reconoce los tipos básicos de seres vivos (“especies”) y su “evolución” más o menos limitada (en rigor, “microevolución”). Los creacionistas no creen, sin embargo, que todos los seres vivos desciendan de un ancestro común unicelular. Esta hipótesis aún no se ha demostrado por la experimentación o la observación.

2. El Creacionismo presenta tres evidencias fundamentales para la existencia de un Creador: (1) el ajuste perfecto del Universo (teleología), (2) la existencia de estructuras vivas de complejidad irreducible, que tenían que funcionar a la perfección desde su origen espontáneo por medio de la creación, o no hubiesen llegado hasta nuestros días, y (3) la existencia de información compleja especificada en el material genético, a la que sólo la inteligencia, obviamente, puede darle origen y ordenarla.

3. Los creacionistas entienden que, si bien algunos aspectos de la evolución son justificados y útiles para la comprensión de muchos fenómenos naturales, también presenta importantes lagunas o vacíos. Como cualquier teoría, algunos puntos del evolucionismo no son científicamente sostenibles y deben presentarse con objetividad a los estudiantes para su análisis.

4. Existen científicos creacionistas que desarrollan su quehacer científico de la mejor manera posible y presentan argumentos lógicos e importantes. Leonard Brand y Harold Coffin son un ejemplo de este grupo. Ambos han publicado artículos en las más prestigiosas revistas científicas sobre las ballenas fósiles de la Formación Pisco (Perú) y en los bosques petrificados de Yellowstone (EE.UU.).

5. El modelo de la evolución tiene deficiencias y debe ser confrontado con otras formas de pensar. Por ejemplo, la teoría de la evolución no puede explicar el origen de la vida por los procesos naturales de la materia inerte. Tampoco explica el origen de la información genética de los sistemas irreduciblemente complejos, o el origen de nuevos órganos, sistemas de órganos y nuevos planes corporales que surgen de formas ancestrales bien definidas.

6. El creacionismo se enfrenta a algunos puntos del evolucionismo y del darwinismo como teorías, pero sin estimular el odio hacia ningún científico: hacia Darwin en particular, o hacia cualquier otro ser humano.

7. La enseñanza del creacionismo en las escuelas adventistas cumple con las disposiciones de las legislaciones educativas nacionales. Su intención es que los estudiantes critiquen objetivamente las teorías científicas como modelos aproximados de la realidad. Toda teoría es objeto de revisión, e incluso de descarte, y la escuela debe capacitar a sus estudiantes para que alcancen la autonomía intelectual y cultiven un pensamiento crítico.

8. Como escribió la educadora Elena G. de White, “la verdadera obra de la educación consiste en preparar a los jóvenes para que sean pensadores y no meros reflectores del pensamiento de los demás” (La educación, p. 17). Por lo tanto, las escuelas adventistas entienden que el análisis de ideas divergentes promueve un pensamiento crítico. Por esta razón, en nuestras clases de ciencias se contrastan los modelos creacionista y evolucionista.

9. El creacionismo tiene un componente religioso, pero esto no impide ni anula su análisis en el contexto científico. El creacionismo también es un fenómeno cultural en varias sociedades modernas, incluso en los países científicamente avanzados como Estados Unidos. Por lo tanto, el creacionismo merece ser conocido por los estudiantes.

10. Los creadores del método científico, científicos de la talla de Copérnico, Galileo y Newton, no vieron ninguna contradicción entre la ciencia experimental y la religión bíblica. Por lo tanto, los creacionistas de hoy intentan mantenerse en ese mismo marco de referencia.

 

La Educación Adventista cuenta con más de 7 mil instituciones, más de 74 mil docentes y casi un millón y medio de estudiantes alrededor del mundo. En Brasil, Argentina, Uruguay, Paraguay, Bolivia, Chile, Perú y Ecuador hay más de 800 instituciones educativas, incluidas las universidades, más de 15 mil docentes y casi un cuarto de millón de estudiantes. La Educación Adventista es reconocida por su compromiso en proveer educación integral, centrada no sólo en conocimientos técnicos, sino en la enseñanza de los principios morales y de una vida sana y feliz.

Es por esta razón que la Red Educativa Adventista proporciona a los alumnos todos los conocimientos necesarios para su desarrollo, e incluye la comprensión tanto del modelo evolutivo, como del creacionista.

 


WordPress Video Lightbox